Información basada en el Informe del Secretario General al Consejo de Seguridad (A/65/820-S/2011/250) publicado el de 23 abril de 2011. Más informaciones disponibles en el informe.

A raíz de la liberación de todos los niños vinculados a las Fuerzas Nacionales de Liberación (FNL) en abril de 2009 y de la transformación del movimiento en un partido político reconocido oficialmente, se retiró a Burundi de los anexos de mi último informe anual sobre los niños y los conflictos armados (S/2010/181). En 2010 no se registró ningún informe nuevo de casos de reclutamiento o utilización de niños. El equipo de tareas de supervisión y presentación de informes sigue vigilando la situación de los niños en Burundi, habida cuenta de los problemas de seguridad existentes en un país que sale de un conflicto.

El marco operacional para la reintegración de los niños anteriormente vinculados a las FNL y sus supuestos disidentes, establecido en 2009 (integrado por un equipo de coordinación técnica del Gobierno, el UNICEF, la Oficina de las Naciones Unidas en Burundi (BNUB), ONG internacionales y organizaciones de la sociedad civil nacional), siguió supervisando la reintegración de 626 niños, entre ellos 8 niñas, durante el período abarcado por el presente informe.

En 2010 disminuyó la cantidad de informes de casos de violación y otros actos de violencia sexual perpetrados por miembros de las fuerzas de seguridad y defensa (6 casos) en comparación con 2009 (15 casos). Según la BNUB, de enero a noviembre, los 6 casos de violaciones de niños (de 7 a 16 años de edad), entre ellos un varón, fueron obra de miembros de la Policía Nacional de Burundi, la Fuerza de Defensa Nacional (FDN) y el Servicio de Inteligencia Nacional. En la mayoría de los casos comunicados, ni las víctimas han recurrido a los tribunales ni las autoridades han adoptado medidas para investigarlos. De conformidad con la estrategia nacional de lucha contra la violencia en función del género que aún no se ha aprobado, y en el marco del Programa conjunto firmado con las Naciones Unidas, el Gobierno está estableciendo un centro “único” que prestará apoyo médico y psicosocial a las víctimas de la violencia de género, comprendidos los actos de violación. *

De enero a noviembre, la BNUB registró la detención extrajudicial o arbitraria de 204 niños (45 niñas y 159 niños), algunos de ellos detenidos por delitos contra la seguridad nacional. Hay entre ellos una niña de 14 años de edad sospechosa de actividades subversivas y un niño de 14 años sospechoso de actividades mercenarias. Un hecho positivo es que el Ministerio de Justicia creó una unidad de protección de los niños, que dará protección y asistencia a los niños en contacto con los órganos encargados de aplicar la ley. *