Más de 100.000 niños soldado han abandonado las armas en los últimos 20 años

Durante los últimos 20 años, más de 100.000 niños soldados han salido del control de las fuerzas de seguridad y grupos armados, gracias a la acción conjunta de Naciones Unidas, los Gobiernos y la sociedad civil.

La Asamblea General celebró este miércoles una sesión solemne para conmemorar el vigésimo aniversario de la creación del mandato de la representante especial de la ONU para los niños y conflictos armados.

En un mensaje del Secretario General leído por su jefa de Gabinete, Maria Luiza Ribeiro Viotti, António Guterres destacó ese importante hito, aunque señaló que el elevado número de conflictos activos a escala mundial supone un riesgo para los menores.

Guterres calificó como “inaceptable” el número de niños fallecidos o mutilados en contiendas militares y señaló que la mejor herramienta para la protección de los menores es a través de la prevención de conflictos.

“La inversión en la prevención de conflictos será un sello distintivo durante mi mandato. En el futuro tenemos que hacer mucho más en la prevención de conflictos y en el mantenimiento de la paz; y para lograrlo, debemos sentar las bases de un desarrollo inclusivo y sostenible”, dijo en el mensaje leído por Viotti.

Por su parte, la representante especial de la ONU para los niños y los conflictos armados, Leila Zerrougui, mandó un mensaje de esperanza a los menores a los que se les arrebatan sus derechos y su futuro cuando son obligados a participar en guerras.

This article was originally published by the UN News Centre.